Portada » Holanda declara la guerra a una web que recluta prostitutas con discapacidad
Europa Holanda

Holanda declara la guerra a una web que recluta prostitutas con discapacidad

Holanda declara la guerra a una web que recluta prostitutas con discapacidad

Holanda declara la guerra a una web que recluta prostitutas con discapacidad

La web holandesa werkenmetwajong.nl ofrece a jóvenes con discapacidades mentales y físicas la posibilidad de realizar trabajos sexuales a cambio de 200 euros al mes. Ni un céntimo más que esa cantidad porque es el máximo que podrían ingresar de un trabajo si quieren seguir recibiendo las ayudas sociales que les ofrece el Gobierno.

La plataforma no es ningún timo. Es totalmente legal y paga sus impuestos como cualquier otra compañía nacional. El rechazo tiene más que ver con la ética que con el Derecho, y eso se explica en su público objetivo: “los jóvenes más vulnerables”, en palabras de los diputados de izquierdas, que piden al Parlamento que busque vías para el cierre urgente esta web.

“Lo malo es que el sitio se centra en los jóvenes vulnerables. El gobierno tiene la tarea de proteger a estos jóvenes“, denunció el parlamentario laborista Gijs van Dijk. El socialista Jasper van Dijk añadió que que “tal cosa esté permitida es altamente objetable. Es una locura”. Todos los parlamentarios expresaron su preocupación y exigieron medidas.

Los únicos que se pueden registrar en esta web son los jóvenes que tienen una discapacidad laboral reconocida (“Wajongers”, en neerlandés), es decir, que sean beneficiarios de las ayudas sociales. Su trabajo consistirá en ofrecerse para el sexo con webcam a cambio de un ingreso extra que no afectará su reconocimiento legal como discapacitados.

La secretaria de Estado holandesa, Tamara van Ark, subrayó que un grupo vulnerable como los discapacitados no debería “estar expuesto a las actividades socialmente controvertidas” como es la prostitución en la red. Según ella, hasta ahora nadie presentó quejas contra esta página, aunque su predecesor ya pidió por escrito al gerente que detuviera el funcionamiento de la web, pero no obtuvo una respuesta.

El sitio es una iniciativa privada de un emprendedor de Hengelo, una ciudad del este de los Países Bajos. Hasta ahora se ha negado a hacer comentarios sobre su proyecto, ni siquiera para defenderlo. Sin embargo, IsLive, la plataforma de webcam a la que está afiliada la web, defiende que las actividades de prostitución virtual son totalmente legales.

“Todo tipo de personas privadas pueden registrarse con nosotros para ofrecer servicios a través de nuestra plataforma de cámara web. Este empresario es uno de ellos. No sabemos cuántos usuarios tiene este sitio, solo sabemos que está activo y que las mujeres y los hombres pueden formar parte cuando quieran”, defendió un portavoz de IsLive. La prostitución es legal en los Países Bajos siempre que sea ejercida por mayores de 18 años y se haga de forma voluntaria.

Mercedes-Benz