Portada » Carmen Lomana condena la «inquisición extrema» de Twitter y se reafirma en su idea
Actualidad

Carmen Lomana condena la «inquisición extrema» de Twitter y se reafirma en su idea

Carmen Lomana amanecía guerrera la pasada mañana del jueves 9 de enero de 2020 y así lo hizo saber a través de sus perfiles de redes sociales, donde compartió un post en el que viste una de las prendas que, más recientemente, se ha incorporado a su armario; se trata de un abrigo «bien mono» de piel en marrón y negro de la firma española Nomadi Deluxe.

Pocos minutos después de subir a la nube la sonada publicación, la empresaria más fashion de nuestro panorama nacional se había convertido en Trending Topic de Twitter España. ¿El motivo? el texto que acompaña a las dos fotos luciendo la controvertida chaqueta.

«Hoy toca la típica foto de escalera que os gusta. Hace frío y estreno un precioso abrigo que me ha enviado #Nomadideluxe piel natural porque soy ecológica. No debemos ponernos sintéticos que contaminan muchísimo y no son biodegradables», escribía la socialité.

Por la tarde, acudía al plató de ‘Todo es mentira’ (Cuatro), formato en el que colabora habitualmente, para solventar todas las dudas y el debate suscitado «por sorpresa» a lo largo del día.

 

La empresaria ha aprovechado su última aparición en la pequeña pantalla para mostrar su hartazgo por «esta nueva inquisición extrema» en la que los usuarios «se ponen como panteras» por mostrar lo que ella considera correcto:

«Soy ecológica y, por eso, llevo piel natural. Un abrigo sintético no te puedes ni imaginar lo que contamina y, además, no es biodegradable», sentenciaba la viuda de Guillermo Capdevila.

Para ella, «aquí hay una doble moral» en la que, explicaba, «te dicen ¿por qué no te pones uno de cuero que es de vaca y se puede comer? pues mira, yo no como carne de animales mamíferos desde los 17 años» y, desde luego, se preguntaba «¿cómo lo voy a retirar?» al referirse de «este numerito que han montado algunos».

Para concluír su alegato a favor del ecologismo, proclamó, a los cuatro vientos, que:

Parece que «puedes matar cerditos, vacas y pollos que te comes, pero para usar la piel, no”.

Etiquetas
----