Portada » Cuando en España se instaba a rodear el Congreso
Actualidad

Cuando en España se instaba a rodear el Congreso

GRA274. MADRID, 25/09/2012.- Gran número de personas en la plaza de Neptuno, en Madrid, junto a los furgones de la Policía, dentro de la protesta que la Coordinadora 25S y la Plataforma en Pie han convocado esta tarde en la capital en torno a la iniciativa "Rodea el Congreso". EFE/Kote Rodrigo

La izquierda radical ha impulsado en nuestro país protestas que han asediado la Cámara Baja y varios parlamentos autonómicos en los últimos años

Las imágenes recibidas en las últimas horas desde Washington — donde los seguidores más violentos de Trump han irrumpido en el Capitolio de los Estados Unidos, suspendiendo la sesión en la que se debía ratificar la elección de Joe Biden como próximo presidente del país— ha llevado a muchos a rememorar los momentos en los que las Cortes Generales de nuestro país vivieron momentos de tensión similares. Ocurrió en 2012, con las manifestaciones englobadas por el lema «Rodea el Congreso», y también se vivió en algunas cámaras autonómicas como la catalana o la andaluza.

A estos momentos ha hecho referencia, por ejemplo, el secretario general del Partido Popular, Teodoro García Egea, que en Twitter condenó este miércoles «el asalto al Capitolio, como todo ataque jaleado en España por el populismo».

Este jueves ha sido el turno del presidente del partido, Pablo Casado, que ha subrayado esta idea. Tras condenar de forma «rotunda» el asalto, ha asegurado que «todos los demócratas» tienen que condenar este tipo de actuaciones. «Y no entiendo cómo en España hay aún partidos que lo tratan de justificar, como tampoco entiendo que haya otros partidos que critican este asalto pero que justificaban cuando aquí en Cataluña se intentó asaltar el Parlament en dos ocasiones, en 2010 y 2017».

Por su parte, el vicepresidente segundo del Gobierno y líder de Unidas Podemos, Pablo Iglesias, ha asegurado que los acontecimientos en Estados Unidos muestran el modo de actuación de la ultraderecha, «la mentira descarada como arma política y el intento de subversión de los mecanismos institucionales cuando no le son favorables», según ha informado Europa Press.

Arancha González Laya, ministra de Asuntos Exteriores, ha afirmado que lo ocurrido ayer en Washington se parece bastante a un golpe de Estado y, aunque cree que es una situación difícilmente extrapolable a otros paísessí ha reconocido que hay ciertos «elementos comunes» de polarización.

«Rodea el Congreso», en 2012

El 25 de septiembre de 2012 se vivió uno de los momentos más tensos cuando varias manifestaciones convergieron en el centro de Madrid bajo el lema «Rodea el Congreso»1.350 policías desplegados por la Delegación del Gobierno en Madrid, dirigida entonces por Cristina Cifuentes, velaron por la seguridad de la Cámara Baja e impidieron el acceso de los manifestantes al hemiciclo.

Meses después, el juez de la Audiencia Nacional Santiago Pedraz consideró que el pleno previsto ese día se desarrolló con normalidad y la manifestación convocada en las inmediaciones del hemiciclo no alteró la actividad parlamentaria. Ninguno de los diputados intervinientes, ni el presidente de la Cámara Baja, Jesús Posada, ni tampoco la vicepresidenta Celia Villalobos denunciaron que la manifestación afectara al desarrollo del pleno vespertino, según el diario de sesiones. La causa fue finalmente archivada.

La Coordinadora 25-S —en referencia a la fecha de la primera manifestación— convocó sucesivas protestas en los años siguientes. También en 2016, durante la investidura de Mariano Rajoy como presidente del Gobierno.

El Parlament, en 2011

Un año antes de «Rodea el Congreso», en 2011, ocurrió una situación similar en el Parlament de Cataluña. El 15 de junio se produjo una concentración convocada por el movimiento 15-M ante la Cámara autonómica, ubicada en el Parc de la Ciutadella de Barcelona. La protesta derivó en situaciones de asedio a más de una decena de parlamentarios, entre ellos Artur Mas.

Al entonces presidente de la Generalitat se le impidió el paso cuando viajaba en su vehículo oficial, que fue golpeado y zarandeado, y tuvo que acceder finalmente en helicóptero junto a otros diputados.

El «apreteu» de Torra en 2018

El asedio al Parlament de Cataluña se repitió en 2018, pero con una diferencia: la figura del presidente de la Generalitat —encarnada entonces en Quim Torra— dejó de ser víctima para convertirse en instigadora. El 1 de octubre, coincidiendo con el primer aniversario del referéndum ilegal de independencia, los Comités de Defensa de la República (CDR) rodearon la Cámara.

Torra les animó a «seguir apretando» y los manifestantes desbordaron el cordón de seguridad. Se enfrentaron entonces a los Mossos, a los que lanzaron las vallas del perímetro que protegía el Parlament.

El Parlamento de Andalucía

En 2019, durante la jornada en la que Juanma Moreno fue investido presidente de la Junta de Andalucía, el Parlamento autonómico fue rodeado por unos 2.500 manifestantes que contaron con el apoyo del PSOE, hasta el punto de que muchos de los autobuses que llegaban a los alrededores de la Cámara llevaban el logo del partido.

De forma paradójica, la líder de los socialistas andaluces, Susana Díaz, se pronunció este miércoles sobre lo ocurrido en Washington, una situación que definió como «muy grave» y «consecuencia de discursos agresivos, xenófobos e intolerantes que solo buscan romper instituciones y consensos democráticos».

Mercedes Benz
The new Mercedes-Benz C-Class