Portada » El comisario Villarejo afea al juez que no se investigue la ‘turbia’ relación entre la Fiscalía y Podemos
Actualidad

El comisario Villarejo afea al juez que no se investigue la ‘turbia’ relación entre la Fiscalía y Podemos

El policía, encarcelado desde hace 3 años, reprocha a García Castellón que cubra «con un manto definitivo unos hechos que afectan a esta causa que, de ser ciertos, serían muy graves»

Lleva Pepe Villarejo la friolera de tres años encerrado en la cárcel de Estremera, en eso tan vago que se denomina ‘prisión provisional’, y está que echa las muelas.

El excomisario ha reprochado al juez que no dé la oportunidad a las defensas de investigar si existe connivencia entre la Fiscalía y Podemos, acusación popular, al rechazar incorporar a la causa los mensajes de un chat del partido donde se hablaba del avance del caso.

El juez de la Audiencia Nacional Manuel García Castellón desestimó recientemente la petición de Villarejo y del exjefe de Seguridad de Iberdrola Antonio Asenjo, que pedía directamente abrir una pieza para investigar si existía tal connivencia, al considerar que carece de facultades «para interferir en la actuación y defensa de las partes».

Villarejo ha recurrido esta decisión en un escrito, al que ha tenido acceso Efe, donde reprocha al juez que cubra «con un manto definitivo unos hechos que afectan a esta causa que, de ser ciertos, serían muy graves y tendrían indudablemente consecuencias procesales».

Apela a la «igualdad de armas», al derecho a la defensa y a un proceso con todas las garantías para insistir en la necesidad de adherir a la causa tanto los mensajes del chat del equipo jurídico del partido como la declaración testifical de José Manuel Calvente, exabogado de Podemos que denunció a la formación en otro procedimiento.

La defensa del excomisario aclara que su petición se limitaba a incorporar esa información a la causa para dejar «constancia» de ella «en el proceso» y recuerda que el fiscal jefe Anticorrupción, Alejandro Luzón, manifestó durante la testifical de Calvente estar de acuerdo con la incorporación de todos los chats al procedimiento y negó cualquier tipo de connivencia con Podemos.

Por ello, «desde el más puro ejercicio del derecho de contradicción», cree Villarejo que el juez debería permitir «que las defensas puedan alegar y probar también sobre este extremo», sobre todo «cuando hay indicios sólidos de que ello pudiera no haber sido así», en base al testimonio de Calvente.

Cuestiona además el razonamiento del juez, que dijo que no podía interferir en la actuación de las partes; para Villarejo «no parece compatible» con lo manifestado en el escrito donde pide al Tribunal Supremo que decida si procede investigar al vicepresidente segundo, Pablo Iglesias, por una rama del caso, sobre el presunto robo del móvil de una exasesora del partido.

En dicha resolución, dice el excomisario, sí «se ha analizado y cuestionado la actuación procesal de la acusación particular». Villarejo considera relevantes algunas noticias recientes donde se hablaba de que los fiscales habrían filtrado a Podemos las causas secretas donde se investigan presuntos encargos del BBVA e Iberdrola al excomisario, porque podrían «evidenciar la revelación de datos» del procedimiento «para preordenar y dirigir interesadamente la causa, coordinando una estrategia conjunta de acusación en perjuicio de determinados investigados».

Etiquetas
----