Portada » La supervisora de un tren en Italia pide que se bajen los gitanos
Actualidad Europa Italia

La supervisora de un tren en Italia pide que se bajen los gitanos

gitanos-dinero-

La responsable, que ha recibido el apoyo del ministro del Interior, Matteo Salvini, podría ser sancionada e incluso despedida por la compañía Trenord

Un anuncio racista lanzado por los altavoces de un tren ha creado polémica y división en Italia. Los pasajeros del tren regional. Milán-Mantua se quedaron atónitos al escuchar el siguiente mensaje: «Se pide por favor a los viajeros que no den monedas a los molestadores (mendicantes). Los gitanos deben bajar en la próxima estación, nos habéis roto los c…».

La compañía Trenord, propietaria de esa línea ferroviaria regional, que no goza de estima entre los pasajeros por su deficiente calidad, ha abierto una investigación. El anuncio lo realizó la supervisora del tren, que corre el riesgo de ser despedida. Uno de los pasajeros, Raffaele Ariano, denunció el caso en Facebook por considerar que el anuncio era racista. Ahora le llueven mensajes llenos de insultos y amenazas.

Son muchos los que defienden a la mujer y justifican su anuncio. En primer lugar, el vicepresidente del gobierno y ministro del Interior, Matteo Salvini, quien ha escrito en Twitter: «En lugar de preocuparse por las agresiones a los pasajeros, a los revisores y jefes de tren, alguno se preocupa de los mensajes contra los molestadores…Viajeros seguros es una prioridad».

Insultos y amenazas

Raffaele Ariano, de 32 años, investigador de Filosofía contemporánea en la Universidad de San Raffaele de Milán, piensa proceder, incluso penalmente, contra algunos de los mensajes con amenazas que está recibiendo. Son ya miles los comentarios que tiene en su página de Facebook. Se trata de algo muy significativo que refleja el clima enrarecido, con un trasfondo de racismo en muchos casos, que, según él, se está creando en el país: «Mi post de denuncia en Facebook permanecerá visible como reflejo del clima que se ha creado en nuestro país. Tomo nota. A este punto, se ha convertido más determinante esta masa de insultos y amenazas que el gesto del jefe del tren, que es solo una persona. Es un índice de la humanidad en que nos encontramos».

Raffaele Ariano es muy crítico con el líder de la Liga, Matteo Salvini: «Este anuncio hubiera sido impensable hace un algún año. Estos tonos, el señalar así a los gitanos, que para los tribunales es una discriminación, son ahora usados como algo común incluso por la política». El investigador de Filosofía reconoce que ha recibido la solidaridad del mundo académico, pero no de la política.

El conocido sociólogo Luca Ricolfi, profesor de Análisis de datos en la Universidad de Turín, considera que «la gente está con la supervisora del tren y no debería ser despedida». Ricolfi analiza así este caso muy debatido este jueves en Italia: «La gente es hostil contra los gitanos, sentimiento que no es nuevo y no solo italiano. El hecho de que estas comunidades de rom y sinti vivan de la mendicidad y de robos suscita desconfianza en quien vive de su propio trabajo y fatiga quizás para llegar a fin de mes. La forma del anuncio no ha sido apropiada, pero la sustancia es que se llega a la exasperación ante ciertas situaciones. Lo que ha dicho en el anuncio («no dar monedas a los molestadores»), es sensato. Ningún italiano estaría de acuerdo con su despido. Hay mucha hipocresía en las críticas. Se puede pensar en una sanción».

Mercedes-Benz