Portada » La primera subasta de renovables podría tener una sobre oferta del 2.000%
Economia

La primera subasta de renovables podría tener una sobre oferta del 2.000%

Laura Ojea

De los más de 100 GW renovables que tienen concedidos su punto de acceso y conexión a la red, se subastarán como máximo 5 GW a primeros de 2021.

Ya queda menos para la celebración de la primera subasta renovables de la era ‘Ribera’. Ya se ha publicado en el BOE el RD 960/2020, por el que se regula el régimen económico de energías renovables para instalaciones de producción de energía eléctrica.

Ahora solo falta la Orden Ministerial que defina cómo van a organizarse y otra más con la fecha de la convocatoria. “Los plazos señalan que en un par de semanas como máximo tendríamos la Orden Ministerial y para diciembre conoceríamos la fecha de celebración”, explican a fuentes del sector. “Pero es difícil que esa fecha sea antes de febrero del próximo año”.

Por el momento, “está todo muy abierto” explica a este diario José Donoso, director general de UNEF. “El RD deja unos límites muy amplios para que se pueda revisar cada año el sistema de subastas sin necesidad de ser aprobado en Consejo de Ministros”.

Más de 100 GW en juego

En esta primera convocatoria se prevé que se subasten hasta un máximo de 5.000 MW (unos 3.000 MW fotovoltaicos y otros 2.000 MW eólicos) pero Transición Ecológica aún no lo ha concretado. Tampoco define si serán varias subastas para cada tecnología o una sola.

En el texto del RD sí concreta que ‘en los procedimientos de concurrencia competitiva que se convoquen se podrá distinguir entre distintas tecnologías de generación en función de sus características técnicas, tamaño, niveles de gestionabilidad, criterios de localización, madurez tecnológica y aquellos otros que garanticen la transición hacia una economía descarbonizada”.

Y también se sabe que hay más de 100 GW en proyectos renovables que han conseguido los permisos para los puntos de acceso y conexión a red. Con lo que si solo se convocan para 5.000 MW como máximo, la sobre oferta podría ser del 2.000%.

“La clave es saber cuándo se van a construir”, explica por su parte José María González Moya, director general de APPA Renovables, “todavía tienen un plazo de cinco años para construir, y si no acuden a esta subasta pueden acudir a las siguientes, porque el Gobierno ha anunciado un calendario en ese plazo de tiempo”.

“No sabemos cuál va a ser la mortalidad de los proyectos que tienen otorgados puntos de acceso y conexión a red”, añade Donoso. “Habrá que ver quiénes acuden a subastas, los que consigan un PPA, o los que puedan construir ‘a merchant’ sin necesidad de un ‘project finance’, como las grandes energéticas”. El resto se quedará en el camino.

Los que no obtengan financiación no podrán construir sus proyectos renovables, pero habrá que ver por qué no la consiguen”, concluye González Moya.

Sin embargo, en el sector hay quien lo ve cómo algo positivo. “Es sano que haya exceso de oferta en las subastas, porque se conseguirán buenos precios”, señalan las fuentes del sector. “Lo que realmente tiene que preocupar es que los ganadores construyan los megavatios adjudicados”.

En cualquier caso, “en esta primera subasta podría ser como si no hubiese un mañana, se espera mucha concurrencia”, añaden esas fuentes.

Sistemas de almacenamiento

El Gobierno no habla abiertamente de convocar una subasta al estilo de Portugal, que proponía la construcción de nuevos proyectos con almacenamiento. “La normativa ya incentiva el desarrollo de estos sistemas sin necesidad de que haya subastas específicas”, continúan las mismas fuentes.

De hecho, se señala que ‘para tecnologías gestionables o con almacenamiento, este real decreto habilita a convocar subastas con una fórmula que contemple una exposición adicional al precio de mercado que incentive el desplazamiento de la generación hacia las horas de mayor escasez‘.

De lo que no hay duda es que “hay apetito inversor” en el mercado y que todas las tecnologías podrían tener su trozo de tarta en las subastas de renovables que se van a ir convocando a lo largo de los próximos años.

El objetivo es conseguir en diez años 60 GW de nueva capacidad renovable. De esos más de 100 GW, habrá que ver quién consigue llegar hasta la meta.

----