Portada » Pedro Sánchez sigue endeudando a los españoles: aumenta un 50% la prima de riesgo desde su moción a Rajoy
Economia

Pedro Sánchez sigue endeudando a los españoles: aumenta un 50% la prima de riesgo desde su moción a Rajoy

Pedro Sánchez sigue endeudando a los españoles: aumenta un 50% la prima de riesgo desde su moción a Rajoy

La prima de riesgo es un marcador muy importante para demostrar la fortaleza de una economía. Está basada en el precio al que se compran los bonos a 10 años de un país, en comparación con el bono a diez años de Alemania, considerada por muchos la economía más sólida del mundo.  Llegó a estar en niveles muy elevados durante la legislatura de José Luís Rodríguez Zapatero, y cuando el peligro del rescate se contuvo, empezó a volver a valores más normales. No obstante, nunca llegó a situarse en valores cercanos a los que tenía antes de la crisis de 2008. 

Cuando Pedro Sánchez comenzó a amenazar con presentar una moción de censura a Rajoy, la Prima de Riesgo se situaba en 71 puntos básicos, una cifra que había rondado durante el último año siempre entre los 66 y los 77 puntos básicos, con lo cual la tendencia era bastante clara, y estable. Una vez comenzó a correrse la voz entre los inversores sobre lo que pretendía hacer Sánchez, rápidamente entraron las dudas entre los compradores de deuda, y la prima de riesgo comenzó a aumentar rápidamente. Para cuando se votó la moción, la prima se encontraba ya en 134 puntos básicos.

La desconfianza era manifiesta, debido sobre todo al historial del Partido Socialista manejando las cuentas públicas. Sin embargo, el hecho de que confesara estar dispuesto a convocar rápidamente elecciones generales, calmó a los inversores, que volvieron a relajar la tensión sobre la prima de riesgo, que se quedó en torno a los 100 puntos básicos -un 30% más alta que con Mariano Rajoy-.

Sin embargo, viendo como las palabras de Sánchez quedaron en agua de borrajas una vez se hizo con el sillón, la desconfianza no paró de aumentar, y en estos momentos se encuentra ya un 49,3% más alta que a mediados de mayo del año pasado. La tendencia es claramente alcista, y salvo un cambio de gobierno, nada hará que cambie.

Esto tiene unas repercusiones muy notorias para la economía española. Si España hubiese mantenido la tendencia que llevaba con Mariano Rajoy, el bono a 10 años se pagaría en estos momentos a un 0,69%, y no a un 1,09% como cerró el mercado el viernes. Esto en términos económicos significa una pérdida considerable, puesto que hablamos de cantidades elevadas.

Durante 2019 Sánchez pretende emitir 209.525 millones de euros de deuda pública. Los intereses anuales por esta deuda ascenderían a 2.283 millones de euros. Con el diferencial con el que contaba Rajoy, el interés habría sido de 1.445 millones de euros, es decir, 838 millones de euros menos al año, que a diez años serían 8.380 millones de euros de ahorro para las arcas públicas. 

Mercedes-Benz