Portada » Hallado un anciano que llevaba dos días muerto en un lavabo de Vall d’Hebron
Comunidad de Cataluña

Hallado un anciano que llevaba dos días muerto en un lavabo de Vall d’Hebron

Beatriz Pérez

La familia, que lo había dado por desaparecido, asegura que “fallaron los protocolos de limpieza” y denunciará

El hospital está investigando el procedimiento de seguridad para saber “cómo se ha producido”

Un anciano de 89 años fue encontrado muerto el pasado viernes en un lavabo público del Hospital Vall d’Hebron de Barcelona, centro al que acudió el miércoles anterior para hacerse una analítica y ya no regresó a su domicilio. Según ha explicado la familia del fallecido a este diario, el cuerpo ya sin vida del hombre estuvo 48 horas en el lavabo sin que nadie se percatase. “Han fallado los protocolos de limpieza”, se queja el hijo, Javier Mourín, quien asegura que la familia denunciará al centro una vez obtenga los resultados de la autopsia.

Fuentes del Hospital Vall d’Hebron de Barcelona ha confirmado que el pasado viernes encontraron a una persona fallecida en un cuarto de baño público del centro sanitario. La familia del anciano había denunciado a los Mossos d’Esquadra su desaparición el pasado miércoles, día 7, después de que no regresara del hospital, adonde había acudido para someterse a un análisis de sangre rutinario. El hombre era diabético.

Aunque la desaparición del anciano se produjo el miércoles, los Mossos d’Esquadra no avisaron a los responsables del hospital hasta el viernes, una vez que revisaron las imágenes de las cámaras de seguridad del hospital (según Mourín, porque así lo pidió la familia) y comprobaron que el desaparecido había entrado pero no salido del centro.

“Los Mossos d’Esquadra nos avisaron el viernes de la desaparición y el viernes encontramos a la persona fallecida, que era un paciente ambulatorio, no ingresado, del hospital”, ha confirmado un portavoz del hospital. Según el centro sanitario, “la Comisión de Seguridad del Hospital está revisando los protocolos de seguridad para saber exactamente cómo se ha producido esta situación”. “De este modo evitaremos además que se pueda repetir una situación similar en el futuro”, añade en un comunicado.

El hecho es que el anciano podría haberse indispuesto el miércoles, entró en el baño y allí falleciera por causas que se desconocen sin que nadie se percatase de su presencia desde el miércoles hasta que lo encontraron el viernes.

----