Portada » Brianda Fitz-James, la nieta más artista de Cayetana de Alba: “Mi abuela era genial, le encantaban mis diseños”
Famosos y Cotilleos

Brianda Fitz-James, la nieta más artista de Cayetana de Alba: “Mi abuela era genial, le encantaban mis diseños”

Ane Olabarrieta 

La hija de Jacobo Siruela y María Eugenia Fernández de Castro ha conversado con JALEOS sobre sus proyectos personales y profesionales.

Brianda Fitz-James Stuart (36 años) ha seguido los pasos de su padre en muchos aspectos de su vida. De él ha heredado la discreción y las ganas de trabajar duro en la sombra sin dejar que su apellido la eclipse, y por otro lado también ha legado de él su pasión por el Arte y su don para la pintura.

En sus primeras fotografías en los medios se la veía con una melena muy lisa con la que casi siempre tapaba parte de su rostro con algún mechón cuando se veía ante la prensa. Más tarde, dejó la timidez y pisó fuerte las pasarelas de moda donde ejerció de modelo para grandes diseñadores; y años después se recogió la cabellera para ponerse los cascos de DJ. Pero cuando su pelo se vuelve leonino, muy rizado y rebelde, es cuando su creatividad interna llega al summum.

Los colores, las pinturas y las musas forman parte de su vida desde muy pequeña, y no es de extrañar. Nació en el seno de una familia que es Historia de España y que incluso puede encontrarse retratada en los museos. De linaje aristócrata, pero con una sensibilidad muy inmaterial, Brianda, nieta de la fallecida duquesa de Alba, ha hecho su camino profesional como ella quería y con su propia esencia.

Para conocerla más en profundidad, JALEOS ha conversado con ella y ha descubierto su filosofía de vida y los recuerdos de su infancia que han marcado su presente.

Brianda, cierra el año con varios proyectos y sin parar de trabajar: acaba de lanzar su colaboración con una marca de cosmética vegana, ha creado una colección de sus obras para esta Navidad, colabora con un centro de exposiciones… El trabajo es una gran suerte en este 2020 tan extraño… ¿diría que ha sido un año bueno o malo para usted en lo personal y profesional?

A pesar de las actuales circunstancias y de que ha sido un año duro para todos, me siento muy afortunada de que todos mis seres queridos estén bien, al final eso es lo más importante. A nivel laboral he podido seguir haciendo colaboraciones interesantes, así que sí, doy gracias todos los días por poder trabajar en lo que me gusta.

¿Cómo ha vivido el confinamiento?

Al principio lo viví con bastante ansiedad, aunque pude pasar el confinamiento en el campo, era difícil abstraerse de lo que estaba sucediendo. Finalmente, tomé la decisión de dejar de ver noticias y centrarme en pintar. Pude dedicarles tiempo a proyectos personales, a mi tienda online, a leer, a aprender a tocar el piano… También me ayudó mucho hacer yoga y por supuesto estar en contacto con la naturaleza.

Seguro que durante el ‘encierro’ en casa no paró de crear y dibujar… ¿Cómo empezó su pasión por el arte/la ilustración?

Desde pequeña siempre mostré interés por el dibujo y la pintura, pintarrajeaba los pupitres y los libros de texto, me encantaban las manualidades, todo lo que tuviera que ver con hacer cosas con las manos. Lo tuve clarísimo desde niña.

¿Era de las que de pequeña prefería los folios blancos y las pinturas a estar con juguetes o muñecas?

Yo creo que lo que más llamaba mi atención eran los animales, pintaba caballos, gatos, cisnes… tenía peluches y figuritas de todo el reino animal. Lo divertido es que siguen siendo mi principal fuente de inspiración.

¿Siempre quiso dedicarse al dibujo y la creatividad o en algún momento dudó sobre cuál sería su profesión?

Sólo tenía claro que tenía que ser algo creativo, en principio, quise estudiar bellas artes, luego arquitectura de interiores y finalmente me decanté por la moda. Ahora si tuviera que elegir, estudiaría Bellas Artes sin dudarlo, pero gracias a todo mi recorrido profesional estoy justo donde quiero estar, así que no me arrepiento de nada.

¿De quién ha heredado ese talento para las musas pictóricas?

De mi padre que fue pintor de pequeño y hacía exposiciones con apenas 10 años, siempre ha sido muy artista y es una gran influencia en mi trabajo. Y de mi abuelo Fernando que ilustraba unos cuentos preciosos que él mismo inventaba para sus hijos.

Pertenece a una familia que siempre ha estado rodeada de Arte, de Historia… ¿Qué le ha aportado estar envuelta en ese ambiente?

Realmente no eres consciente hasta que eres mayor, forma parte de tu vida y es algo natural. Puede que me haya influido más la educación de mis padres, me inculcaron desde pequeña el amor por el arte.

Su abuela fue una mujer muy moderna, innovadora… ¿Qué recuerdos tiene de ella? ¿Conocía su talento para dibujar?

Sí, era muy moderna y tenía muchísima personalidad. Le encantaban los estampados que hacía para La Casita de Wendy, se ponía los diseños más atrevidos y coloridos, ¡Era genial!

¿En qué se parece a su madre y en qué a su padre?

A mi madre en su carácter conciliador, en tratar de ayudar y el buen humor. A mi padre la vena artística y la sensibilidad.

Nació bajo el signo de Aries, que caracteriza a los “pioneros, aventureros, amantes de los retos, la libertad y las nuevas ideas”. ¿Cuáles diría que son sus defectos y sus virtudes?

Me siento mucho más identificada con mi ascendente Cáncer, son sensibles, creativos y hogareños. Yo diría que mi virtud y mi defecto es el mismo, la sensibilidad, bien canalizada es maravillosa, pero por otro lado puede ser horrible porque todo afecta el doble.

En sus obras representa un mundo fuera de lo terrenal. Ilustras figuras celestiales, infernales, elementos de la naturaleza y del universo, fábulas… y en cada trazo que dibuja se respira la espiritualidad que hay en usted. ¿En qué se inspira para realizar sus obras?

Me inspiro principalmente en la naturaleza, en la época medieval, el renacimiento, la pintura clásica, en las artes decorativas, en William Morris….

¿Cómo se adentró en ese mundo esotérico?

Siempre he sentido interés por el mundo invisible y lo mágico.

Cuando tiene el lienzo en blanco, ¿por dónde empieza? ¿Qué es lo primero en lo que piensa?

Antes de todo pienso en lo que voy a pintar, parto de una imagen que tengo en la cabeza o algo que me ha inspirado y quiero llevarlo a mi terreno… para mi es básico trabajar la idea antes de pintar, ¡sino el lienzo o papel en blanco puede ser aterrador!

¿Sigue algún ritual antes de ponerse a crear?

Para ser productiva, para mi es básico tener una rutina. Despertarme pronto, quince minutos de ejercicio, ¡desayunar bien y a pintar! El problema es cuando tengo que hacer recados, contestar mails, llamadas, reuniones de trabajo…todo eso me descentra muchísimo. Lo ideal es irme al campo y encerrarme o trabajar los fines de semana o cuando hay vacaciones. Necesito mucha tranquilidad para crear. Aunque, es verdad que con el tiempo voy aprendiendo a compaginarlo todo.

¿Cuál es su obra favorita de todas las que ha hecho?

¡Qué difícil! Supongo que de lo que más orgullosa estoy es de mi último libro Mi Universo Recreativo, es el proyecto más personal que he hecho hasta el momento. Pero también estoy feliz con la agenda 2021 que he hecho para Tan Tan Fan y las alfombras de GAN…

Bri anda Dibujando y Mi universo re-creativo son dos libros muy especiales, ¿cómo surgió su creación?

Tanto Bri Anda Dibujando como Mi Universo Recreativo fueron propuestas de los editores. Cada uno fue un regalo inolvidable por la oportunidad que me dieron de poder hacer unos libros tan especiales y personales.

¿Qué proyectos tiene para el futuro?

Estoy pintando un encargo de un biombo, preparando la agenda 2022 de Tan Tan Fan y si consigo sacar tiempo me gustaría empezar a pintar formatos grandes.

¿Qué sueño le queda por cumplir?

Hacer telas de tapicería, sábanas, pintar azulejos, lámparas, muebles… Sería un sueño poder trabajar con Gaston & Daniela y con House of Hackney.

¿Cómo ha pasado estas Navidades tan extrañas?

En Madrid y en Cantabria unos días. Teniendo mucho cuidado y siguiendo los protocolos que sean necesarios para poder estar tranquilos y disfrutar de las navidades en la medida de lo posible.

¿Qué le pide al 2021?

En estos momentos sin dudarlo, salud.

Mercedes Benz
The new Mercedes-Benz C-Class