Portada » Manuel Ordovás desvela sus claves de estilo y caprichos de sibarita
Fin de semana

Manuel Ordovás desvela sus claves de estilo y caprichos de sibarita

16013713229635 - Manuel Ordovás desvela sus claves de estilo y caprichos de sibarita - fin-de-semana

POR MARÍA TAPIA. FOTOGRAFÍA DE ANTONIO HEREDIA

El empresario e “influencer” con más de 62.000 seguidores en Instagram acaba de lanzar una nueva firma de moda masculina, Maour. Apasionado del arte, sueña con tener en su casa una obra de Tàpies o de Miró. Sus básicos son unos “loafers” de Gucci, camisa blanca y “jeans”. No va a ninguna parte sin un reloj en la muñeca.

No salgo de casa sin mi reloj, sea cual sea el que lleve ese día, ya que me lo cambio siempre a diario. Me parece un complemento imprescindible, soy un apasionado. Desde niño he ido haciendo mi pequeña colección, en la que se encuentran desde mi primer Flik Flak hasta mi ultima adquisición, hace casi un año: el Santos de Cartier [a la izqda., cartier.es].

16013713199085 - Manuel Ordovás desvela sus claves de estilo y caprichos de sibarita - fin-de-semana

Mi estilo personal es algo que me cuesta catalogar, pero diría que es clásico con un twist. Me siento muy cómodo con prendas básicas o de corte clásico de Brooks Brothers [brooksbrothers.com], Ralph Lauren [ralphlauren.es] o Fay [fay.com]. Pero me gusta dar un toque con algún elemento de diseño o de alguna colección especial, de Sandro Paris [es.sandro-paris.com] o Duarte [duartemadrid.com] o simplemente ir a looks monocromos, algo a lo que tiendo cada vez más.

Mi próxima compra serán unos billetes para mi siguiente viaje, a Alemania, en concreto a la ciudad de Frankfurt [frankfurt-tourismus.de/en]. De momento es lo único en lo que pienso.

El viaje que siempre recuerdo fue a Los Ángeles, fue de liberación y me inspiró muchísimo. Si hubiera sido posible me hubiera quedado varios meses ahí. Aprovechamos cada minuto al máximo, hicimos todos los planes que quisimos, desde ir a ver Salvation Mountain, hasta coger un coche y cruzar el desierto para llegar a Las Vegas.

El hotel al que volvería mil veces es el Intercontinental Le Grand de París [www.ihg.com]. Me parece un destino mágico y probablemente sea uno de mis favoritos. El pequeño placer de abrir la ventana y ver Ópera Garnier o esos fantásticos desayunos… Si hay algo que me guste de un hotel es el buffet de la mañana. ¿A quién no?

16013713258168 - Manuel Ordovás desvela sus claves de estilo y caprichos de sibarita - fin-de-semana

La prenda fetiche de mi armario son los loafers de Gucci [a la dcha., gucci.com]. Fue una de las primeras incorporaciones de lujo a mi armario y creo que siempre ocuparán un lugar privilegiado en mi vestidor.

Un lugar que me inspira es Francia, me ha marcado bastante. Aunque he de reconocer que lo que más me inspira son esos días en los que cojo los álbumes que hacía mi madre cuando éramos pequeños y empiezo a repasarlos. Esos looks, esos viajes y sobre todo las sensaciones que te transmiten las fotografías son mi mayor fuente de inspiración.

Mi restaurante preferido es Amazónico, en Madrid, un clásico [restauranteamazonico.com]. Me encanta ir a la hora de comer, pidas lo que pidas siempre superan las expectativas. ¿Y la decoración? Una fantasía.

En casa siempre hemos respirado el arte. Tanto es así, que mi hermana mayor, después de trabajar en Christie’s y Gagosian, quiso dar un paso más abriendo Ordovás Gallery [ordovasart.com] en la famosa calle de los sastres Savile Row, en Londres. Entre mis últimas adquisiciones están dos grabados del artista colombiano Londoño [germanlondono.co]. Pero, sin duda, me encantaría tener colgados en casa un tàpies, un miró o un barceló.

16013713283448 - Manuel Ordovás desvela sus claves de estilo y caprichos de sibarita - fin-de-semana

Mis aliados de belleza son un limpiador de cara de Lab Series [a la derecha, labseries.es], crema hidratante Mesoestetic [mesoestetic.com] y, para el cabello, cera Beach Matt got2b de Schwarzkopf [schwarzkopf.es] y spray de agua de sal de Marina Nila.

En mi mesilla de noche tengo las lámparas de Manises, unas velas y el libro que esté leyendo en ese momento. Ahora estoy en transición; acabo de terminar Find Me, de André Aciman, y me he puesto con El poder oculto de la amabilidad, de Lawrence G. Lovasik [ed. Rialp; www.rialp.com]

Siempre llevo en mi maleta unos vaqueros, desde hace un mes siempre serán Maour y una camisa blanca de Hackett [www.hackett.com], dos básicos que siempre me acompañan.

mercedes banner - Manuel Ordovás desvela sus claves de estilo y caprichos de sibarita - fin-de-semana
----