Portada » El Citroën C5 volverá a la vida en 2021: será una berlina tradicional “espléndida” y no otro SUV
Motor

El Citroën C5 volverá a la vida en 2021: será una berlina tradicional “espléndida” y no otro SUV

Citroën siempre ha tenido una larga trayectoria en el segmento de las berlinas. Desde el revolucionario Citroën DS “Tiburón” hasta los Xantia, XM, o BX, la firma de los chevrones ha gozado de grandes éxitos en este tipo de carrocerías, pero ahora mismo su presencia es meramente testimonial.

La marca gala quiere reencontrarse con sus orígenes, así que ha confirmado la vuelta del Citroën C5 como la prolífica berlina del segmento D que ha sido durante años.

El retorno del Citroën C5 está listo

Desde su lanzamiento en 2001 y el cese de comercialización definitivo en 2019 con unas testimoniales cuatro unidades, el Citroën C5 ha vendido en Europa más de un millón de unidades, con unas descomunales cifras durante los años 2001, 2002 y 2003 con más de 100.000 unidades que se dice pronto.

Durante los últimos años Citroën se ha centrado en enfocar su gama en la dirección marcada por las tendencias de un mercado que estaba acogiendo con los brazos abiertos a los SUV y dando la espalda a las berlinas. Así, del C5 pasamos al C5 Aircross, un coche que en 2019 (su primer año completo de ventas) no alcanzó las 80.000 unidades.

No es de extrañar que pese a la tostada que ha caído del lado de los SUV en detrimento de las berlinas, la firma quiera recuperar la receta que tan bien le ha funcionado anteriormente. Por eso Laurence Hansen (responsable de producto de Citroën) ha reconocido que a lo largo de 2021 veremos una nueva generación del Citroën C5.

Según las palabras de Hansen, el nuevo C5 en su configuración definitiva ya estaría listo: “existe y es espléndido, además de ser realmente un coche muy importante para Citroën”. Ahora bien, los grandes caladeros no se encuentran en Europa, un mercado de berlinas que ha sucumbido ante la moda SUV, sino que se centrarán en los mercados asiáticos y principalmente China.

Este paso es muy importante para Citroën. Aparte del ya veterano Citroën C-Elysée, no hay ni rastro de la prolífica familia de berlinas que anteriormente poblaba el catálogo de la marca francesa. Entre compactos, SUV, crossover y monovolúmenes se reparten el pastel de carrocerías disponibles en diferentes tamaños, pero casi sin rastro alguno de las carrocerías de tres volúmenes.

Para acometer la vuelta del Citroën C5, la marca utilizará la plataforma EMP2 del grupo, compartida con el Peugeot 508 y el DS 9, una arquitectura que además de permitir el uso de motores de combustión también puede abrazar motorizaciones electrificadas.

Sólo falta ver si el próximo C5 es capaz de cumplir con las expectativas, puesto que la berlina del segmento D de los chevrones siempre ha sido un referente en cuanto a tecnología y confort de marcha, aunque el DS 9 que debería ser muy próximo técnicamente es bastante convencional. En cuanto a diseño podría tomar algunos rasgos del prototipo CXExperience de 2016 que ilustra este articulo, pero hasta que no lo veamos será mucho suponer.

Etiquetas
----